El Regional

Justicia

Francisco Rendon |
2018-09-15

Como era de esperarse, a 48 horas de la masacre de tres mujeres en su propia casa de la comunidad de Huazulco, del municipio de Temoac, quienes eran familiares del alcalde electo y de un presunto delincuente apodado “El Hazal”, actualmente preso por el múltiple homicidio de cuatro gruperos en Huecahuaxco, aún no hay pista de los asesinos, por lo que existe gran consternación e indignación entre los habitantes de esa localidad y es que los lugareños y la misma policía sabe que fue una venganza del CJNG.

Dicho grupo criminal pelea el control de esa plaza contra  integrantes  de una célula delictiva de los Beltrán Leyva y los de la Familia Michoacana, que también busca operar en esa región.  

Fue un comando armado el que asesinó a la suegra, una cuñada y una sobrina del alcalde electo de Temoac, Valentín Lavín Romero; los hechos ocurrieron a las 23:15 horas del pasado miércoles cuando los sujetos irrumpieron en el domicilio ubicado en la avenida 16 de Septiembre del poblado de Huazulco en Temoac, mismos que abrieron fuego contra los moradores.

En el atentado murieron la anciana Isabel, de 89 años de edad, y Eva, de 58, la menor identificada con las iniciales LYCR, de siete años, fue trasladada al hospital comunitario de Jonacatepec y posteriormente al Centro Médico San Diego, en el municipio de Cuautla, donde falleció la mañana de ayer.

En el domicilio estaban también Isabel, de 27 años de edad, madre de la menor muerta, y su otro hijo, también menor, quienes salieron ilesos.

La mujer fue pareja de Asael Martínez Castillo “El Hazan”quien está siendo procesado por el homicidio de cuatro gruperos a bordo de una camioneta en la comunidad de Huecahuaxco, municipio de Ocuituco, en febrero de 2017.

La propiedad donde irrumpió el grupo armado, según la FGE, era de la fallecida Isabel, ‘abuela de los hijos menores de El Hazán, informó la fiscalía de la región oriente.

Se confirmó que Temoac opera una célula delictiva a la que le atribuyen el asesinato del activista Romualdo Ixpango Merino, dirigente campesino y de un grupo de guardias comunitarias de Ayala, perpetrado el pasado 31 de julio. Sin que hasta el momento el caso haya sido esclarecido.

Sin embargo se informó que en esa comunidad también operan integrantes del cartel de los Beltrán Leyva y de la Familia Michoacana.

Este municipio es uno de los 12 que enfrenta graves problemas de inseguridad y violencia y donde algunas comunidades formaron guardias ciudadanas para defenderse de la delincuencia, ante la ineficacia de la policía estatal.

En enero de 2011, el alcalde de Temoac, Abraham Ortiz Rosales, fue asesinado por un comando que le disparó cuando intentaba incorporarse a la autopista Siglo XXI en el crucero de Huazulco.

En su momento, Javier Sánchez Agúndez, edil de Temoac en el trienio 2012-2015, reconoció que en algunas comunidades las guardias comunitarias disminuyeron la inseguridad y la violencia, e incluso consideró regularlas.

En 2013 se formaron en Huazulco guardias comunitarias nocturnas para evitar secuestros, extorsiones y cobro de derecho de piso, pero en los años recientes han repuntado estos delitos, por lo que este año algunas comunidades de Temoac volvieron a conformarse dichas guardias comunitarias.

 



2017 El regional del sur. Derechos reservados. Aviso legal | Marcas registradas | Privacidad


Volver Arriba