El Regional

Justicia

Francisco Rendon |
2018-06-25

Debido al vacío legal que existe en la detención de las personas originarias de Colombia, inexplicablemente a la fecha ninguno de los centroamericanos detenidos por la policía, en la flagrancia de los delitos de amenazas por extorsión, han sido consignados ante un juez de justicia penal, pues los auxiliares del agente del Ministerio Público no están cumpliendo con su trabajo para encarcelarlos por el delito de extorsión, y simplemente los están dejando libres a cambio de fuertes sumas de dinero lo que genera que dicho sujetos incrementen sus ilícitas actividades, pues tienen comprados a varios jefes policiacos de la zona oriente, para que los dejen cobrar por sus extorsiones.

Y es que se ha confirmado que los extranjeros que son detenidos por la policía, en la flagrancia de delito de extorsión y amenazas, absurdamente han sido puestos a disposición por el delito de resistencia de particulares con lo que prácticamente obtienen su libertad para seguir delinquiendo, cuando deberían estar ya recluidos en la cárcel distrital de Cuautla, por el riesgo que representan para con la sociedad.

Hay que recordar que tan sólo la semana pasada cayeron en manos de la policía seis colombianos, dos en el Barrio San Mateo de Atlatlahucan donde estaban amenazando dos de ellos a la dueña de una florería “Mateo” ya que se negaba a pagarles una deuda, dos más cayeron de la misma forma en Yautepec y en Tlalnepantla tras una persecución fueron asegurados otros dos colombianos “cobradores”.

Tras esta detención quedó al descubierto que el comandante de la policía de ese municipio en los Altos de Morelos, recibía dinero a cambio de permitir “cobrar” por sus extorsiones a los colombianos, por tal motivo fue relevado del cargo y ahora ha sido instalada una caseta ya que no entrarán a los pueblos de Tlalnepantla, Felipe Neri o El Vigía, nadie que no se registre y que deje una identificación, ya que sólo de esa forma combatirán la plaga de colombianos que se ha extendido en todo lo largo de la región oriente de Morelos.

El fiscal de la Región Oriente Miguel Ángel Rosete, confirmó por medio de redes sociales que personas de origen colombiano son denunciados por el delito de extorsión porque aseguraba que ha empezado la “cacería de brujas” en los municipios de Atlatlahucan, Tlayacapan Yautepec, Cuautla y hasta en los Altos de Morelos.

De acuerdo con los comunicados del funcionario se han realizado múltiples detenciones ya que fue mediante un operativo conjunto entre policías estatales, municipales y Agencia de Investigación Criminal bajo su propio mando, las más recientes fueron el pasado lunes 18 y martes 19 de junio del año en curso, cuando fueron detenidos seis colombianos, pero al no existir ninguna carpeta de investigación o delito de haber cometido fueron puestos a disposición del Ministerio público de esa región por resistencia de particulares, con lo que están regresando a delinquir a la calles de Cuautla y sus alrededores, como si se tratara de asalta-rutas que ante señalamiento o denuncia salen libres a seguir robando.

En lo que va del presente mes han sido detenidas más de seis colombianos, pero ninguno de ellos llegó ante un agente del Ministerio Público por el delito supuestamente tras ser capturados por extorsión poniendo en entredicho el trabajo que hacen en las calles los efectivos de la Comisión Estatal de Seguridad Pública, quienes se han expuesto al realizar las detenciones.

El 19 de junio los colombianos Jonathan “N”, de 26 años; Jhon Freddy “N”, de 39 años; Jorge Iván “N” y Jhon Edison N, fueron detenidos debido a las quejas en las redes sociales, por elementos las policías Municipal, Estatal y la PIC, han realizado operativos en la ciudad de Cuautla, en el cual han arrestado a más de seis centroamericanos en poder de pasaportes vigentes e incluso visas, pero ninguno de ellos fue consignado ante la autoridad correspondiente para que sean castigados con todo el peso de la ley.

Ha quedado al descubierto que se trata de una peligrosa red de colombianos que se dedica a realizar cobros por extorsión o préstamos dentro de su programa “Gota por gota”, ya que recorren la zona oriente para ofrecer préstamos a bajos intereses desde mil hasta 5 mil pesos, principalmente a los comerciantes en pequeño y cuando una persona no podía dar su cuota diaria, el interés aumentaba considerablemente.

A raíz del comunicado los oficiales de Policía Morelos, algunos de los mismos policías han aprovechado para hacer de las suyas, acosar, intimidar y extorsionar a los extranjeros, exigiéndoles cantidades de 2 mil hasta 10 mil pesos para no llevarlos detenidos.

Por su parte, el abogado litigante, Gerardo López Thomas, indicó que “indebidamente los elementos pertenecientes a la Agencia Estatal de Investigaciones, Policía Estatal y algunas Policías Municipales dentro de ellas de la Ciudad Capital, de manera ilegal y sin fundamento constitucional alguno están procediendo a detener a personas de nacionalidad colombiana e incluso realizado cateos sin orden judicial”.

Agregó que son señalados de dedicarse a la extorsión o el "cobro de piso" pero ninguno de ellos ha sido vinculado o puesto a disposición de un agente del Ministerio Público por el delito antes mencionado también, mencionó que la justificación que de manera extraoficial se conoce es porque los colombianos realizan actividades a cambio de una remuneración, concretamente a los actos mercantiles o préstamos que se dice realizan.

Precisó que en caso de ser cierta las actividades, la competencia sería mercantil y administrativa y no penal, lo segundo, porque no está permitido que un extranjero realice actividades mercantiles si ingresó con documentos de turista.

Hizo un exhorto a las corporaciones policiacas para evitar vulnerar los derechos humanos de las personas y que en caso de existir un delito, que los detengan y pongan a disposición de un agente del Ministerio Público.

De acuerdo con el artículo 4 de la Ley General de Migración, no es competencia de las policías municipales o estatales realizar detenciones o arrestos de personas originarias de otro país por cuestiones migratorias.

Mencionó que los colombianos han sido detenidos, aún teniendo permisos para estar en territorio mexicano. “Nadie ha sido consignado o puesto a disposición por un delito”, señaló.

Asimismo, desde el 9 de noviembre del 2012, México, suprimió el requisito de visa para nacionales colombianos, en el marco de la reunión del Consejo de Ministros de la Alianza del Pacífico que es una iniciativa de integración regional conformada por México, Colombia, Chile y Perú, creada el 28 de abril del 2011, por lo que con esta supresión los nacionales colombianos pueden ingresar al territorio nacional con un permiso condicionado expedido por la secretaría de relaciones exteriores.

"Por ello mencionó que las detenciones realizadas son ilegales porque han difundido que los acusan del delito de extorsión, pero ninguno ha sido turnado ante la autoridad ministerial por ese delito que está lacerando a la sociedad.

Entrevistado al respecto el fiscal de la zona oriente Miguel Ángel Rosete, dijo que tan sólo la semana pasada tres de los seis colombianos fueron deportados a su país de origen y otro más quedó en prisión preventiva, ya que fue vinculado a proceso penal por un juez de Control.

Entrevistado al respecto el fiscal de la zona oriente Miguel Ángel Roste, dijo que tan sólo la semana pasada tres de los seis colombianos fueron deportados a su país de origen y otro más quedó en prisión preventiva ya que fue vinculado a proceso penal por un juez de Control.



2017 El regional del sur. Derechos reservados. Aviso legal | Marcas registradas | Privacidad


Volver Arriba